La condición de Monumento Nacional (MN) le fue concedida al Complejo Patrimonial de la Universidad de Oriente (UO), en esta ciudad, atendiendo a los valores históricos, culturales, artísticos y ambientales de siete edificaciones y dos espacios urbanos.

Durante el encuentro efectuado en el salón Vilma Espín de ese centro de Educación Superior, se afirmó que la declaratoria será el venidero 24 de marzo, bajo las restricciones por la Covid-19, ocasión en que la Placa quedará ubicada en los bajos del Edificio del Rectorado, en la entrada principal a la casa de altos estudios.

Diana Sedal, rectora de la UO, especificó que en la misma ocasión serán reconocidas importantes personalidades en la vida de la institución docente, el doctor Enrique Marañón, otrora rector , con el título de Doctor Honoris Causa, y la doctora Olga Portuondo, historiadora de la ciudad, con la Orden Carlos J Finlay.

Igualmente presentarán la visita virtual al Complejo Patrimonial en tres soportes digitales, que pretende socializar y posesionar los valores identitarios de la comunidad universitaria y la educación cubana entre la población, agregó la rectora.

Frank Josué Solar, jefe del departamento de Historia y Patrimonio, resumió las acciones que, desde 2018 y hasta la fecha, realizó un equipo de especialistas e investigadores para demostrar la impronta de notables intelectuales y revolucionarios cubanos en la difusión de tradiciones culturales y patrióticas de esta región de Cuba.

Las construcciones patrimoniales del centro son la Biblioteca General, donde se constituyó el primer gobierno revolucionario el tres de enero de 1959; el Edificio Central, donde se fundó la UO; los Talleres de Mecánica, en los que en 1950 se inauguró la carrera de Ingeniería Mecánica; la Escuela Anexa y el Edificio del Rectorado.

Los otros edificios son los del Departamento de Extensión y Relaciones Culturales y el Centro de Biofísica Médica como unidad de Ciencia y Técnica.

Las dos áreas externas son la Plaza de los Mártires, que evoca en su integración de bronce, piedra y laurel, a quienes desde aquí lucharon por la liberta de Cuba, y la Cancha Mambisa, que desde 1952 es centro de las principales actividades universitarias.

En una intervención de lujo, Hebert Pérez, Premio Nacional de Historia y docente desde 1963 en la UO, argumentó cómo trascendieron a diferentes generaciones las enseñanzas justas y para la vida de la institución que se yergue ahora MN, razón para el orgullo de sus estudiantes, que quedará sembrado en la mente y el corazón de todos.

Desde su fundación, hace más de 70 años, la UO formó más de 65 mil especialistas de esta nación y otras del orbe, cuenta con un claustro de dos mil 400 profesores y actualmente se estudian 51 carreras.

En la Isla tienen la categoría de MN la Universidad de La Habana y la Martha Abreu de Las Villas.

Tomado de la Agencia Cubana de Noticias