Manuela, el mítico personaje de Adela Legrá, es sin dudas una de las imágenes icónicas del cine cubano. También lo podría ser Lucía. En cualquier caso, esta guantanamera de nacimiento –y santiaguera de corazón– inscribió su nombre, y con letras de oro, en la historia del séptimo arte nacional. Su rostro, bello y recio a la vez, devino leyenda.

Llegó casi por una conspiración de quienes la conocían, ha confesado en varias ocasiones, porque Humberto Solás había buscado, sin resultados, una muchacha que se pareciera a la verdadera Manuela. Pero el personaje era de ella, el destino así lo quiso, Adela era quien debía asumir esa actuación.

Manuela (1966) es el personaje más querido de esa grande que es Adela Legrá.

Ahora, en 2017, llega Manuela, el rostro rebelde del cine cubano, un documental de Manuel Jorge que pretende revivir la leyenda y justipreciar a esa gran mujer, y artista, que encarnó a la mítica combatiente que le decían la china.

La obra tendrá como gran premier la ciudad de Santiago de Cuba, en específico el Cine Cuba, el domingo 28 de mayo a las cinco de la tarde. El día antes, a las nueve de la mañana en la Casa Dranguet, se hará una rueda de prensa para hablar de esa obra documental.

Manuela, el rostro rebelde del cine cubano, es un documental del año 2017, está dirigido por Manuel Jorge Pérez quien es, además, el guionista, tiene una duración de 38 minutos, una fotografía de Toussaint Ávila y edición de Kenia Velázquez.

A modo de sinopsis, mediante entrevistas a Adela Legrá y a través de ella misma se realiza un homenaje a Humberto Solás y al cine cubano.

Anuncios