Ay Mama Inés , Ay Mamá Inés, todos los negros tomamos café!

Es una canción que conoce todos los cubanos , dentro o fuera de la isla , joven o viejo , negro o blanco . Y para aquellos que no saben las palabras, la melodía es ineludible.

Pero, ¿quién exactamente es / era Mamá Inés ? Bueno, Juan Pérez tiene una maravillosa sección en su sitio web y lo explica así:

“Ay Mamá Inés, Ay mamá Inés, todos los negros tomamos café ”

Mamá vive con su hija Agnes Belén , en el barrio de Jesús María, una vieja sección humilde conocida como La Habana Vieja.

Mama Ines no pierde de vista por un momento a su hermosa hija Belén y en la misma pieza musical Moises Simons otra parte pone :

“Belén , Belén, Belén llegó donde estaba,
que todo lo que Jesús Maria miré y no me pareció que . ”
Yo estaba en casa y Mariana
Ellos enviaron a mí ayer.

Los niños cubanos de todas las edades , sin saber Mama Inés, por tradición popular , han incorporado a su juego Cachumbambe inocente :

” Cachumbambe, viejo fumar tabaco y beber café Ines . ”

Tomado de thecubanhistory.

Foto Miguel Noa.

Café Mama Inés, en Santiago de Cuba

Aproximadamente en el año 2012, la Plaza de Marte, considerada la puerta de entrada del Centro Histórico de la ciudad de Santiago de Cuba, veía nacer nuevas opciones que enriquecían los atractivos de este singular espacio público citadino.

Una de esas nuevas opciones era el Café Mama Inés, una instalación dedicada a la venta de la aromática bebida que poco a poco se volvía uno de los sitios dilectos de los nacidos en la llamada “tierra caliente”.

En ese entonces, la periodista Coral Vázquez Peña, publicaba una interesante crónica del lugar (puedes consultarla aquí):

Entre el bullicio de una ciudad donde renacen las opciones gastronómicas, en una de las esquinas más transitadas por los vehículos y los transeúntes, se encuentra un sitio que alimenta una de las tradiciones más cubanas: beber un buen café.

El néctar negro de los dioses blancos, como le dice un amigo, es el motivo que reúne en el Café Literario Mama Inés a no pocos santiagueros que ya lo incluyen en sus agendas diarias, a la salida del trabajo, como lugar para desayunar en horas tempranas de la mañana o simplemente como punto de paso y tener una buena conversación en horas de la noche.

Café a la crema y el cubanito, son mis opciones favoritas a degustar. Otros prefieren el cortadito, el rocío de gallo, el colado suave y el cappuccino acompañado de unas tostaditas y una infusión de hojas medicinales como albahaca y mejorana, y su combinación con galletas.

Otros atractivos del lugar están el cortejar la aromática bebida con la inigualable voz de Ignacio Villa, Bola de Nieve y su versión del tema Mama Inés de Eliseo Grenet, además de la buena lectura de periódicos, textos cubanos y obras de Ediciones Oriente.

Incluso en el horario de la madrugada, los santiagueros noctámbulos, los bohemios y los que salen del trabajo a altas horas, acuden al lugar y son testigos del buen servicio de un pequeño colectivo de trabajadores.

Señalar que a pesar de su reciente inauguración en ocasiones faltan productos de la carta con demanda como la leche, además de que su concepción es la de un café literario, donde se supone que los clientes disfruten de la lectura antes de consumir la bebida, hábito este último que creo está un tanto divorciado de la idiosincrasia del santiaguero, son detalles que no empañan la acogida de este pueblo que con guiños de complicidad disfruta del café acompañados de mama Inés.

Foto tomada de http://www.travelandlifestylediaries.com

A taste of real Cuban Coffee at ‘Cafe Mama Ines’ in Santiago de Cuba

I am not joking when I say that you can get very good coffee anywhere in Cuba. It is a known fact. Cuba produces some of the best coffee in the world. You can get excellent coffee in the country even from a little rundown café restaurant along the highway. It doesn’t matter where you order your coffee, you are always guaranteed of a very good coffee experience in Cuba. Especially if you like it strong, like me.

In Santiago de Cuba we discovered this café specialising in coffee—the ‘Café Mama Ines’ located across Plaza de Marte. It’s reminiscent of the local Starbucks without the marketing bells and whistles, the thousands of branches and the frappucinos. I’m not even sure if the café has other branches in Cuba or if this is the only one.

Anyhow the avaricious me ordered 2 different types of coffee. Actually, I wanted to taste them all, haha.

1) ‘Cubano café’ –A normal coffee which is like the Italian espresso. This is very good!
2) ‘Café con ron’ –Rum coffee which is like the Italian espresso + rum. I so love this! You know, I like alcohol.

Blondine was too Dutch and gave in to ‘café con leche’, the nearest they have to cappucino.

In summary, the café is unpretentious, they serve superb coffee, and is a timely place to stay for a breather on a hot and humid afternoon in Santiago de Cuba. It’s air-conditioned!

Café Mama Ines is the closest one can get to experiencing a chic Cuban coffee culture experience in the country. I am very glad that we have found this place in Santiago de Cuba. I really enjoyed my coffee here.

Tomado de travelandlifestylediaries.

Anuncios