Aunque el café no es oriundo de Cuba, se ha hecho imprescindible entre los cubanos, al punto de pasar a formar parte importante de su cultura. Para la gran mayoría de los adultos de este país, beber una humeante taza de café, es una de las primeras acciones del día y pretexto obligado de cualquier encuentro y de una buena sobremesa.

El café llegó a esta isla a través de los franceses que emigraron hacia la región más oriental de Cuba, tras la revolución antiesclavista que tuvo lugar en Haití a finales del siglo XVIII.

Por regla general, los cafetales cubanos han sido emplazados siempre en las serranías de la isla, sobre los 500 a 800 metros del nivel del mar.

Aunque es en zonas de la Sierra Maestra y el macizo montañoso Sagua-Baracoa, donde se ha concentrado por práctica el mayor peso de obtención, también en el Escambray, al centro de la isla, y en la Sierra del Rosario y la de los Órganos, en Pinar del Río, ha existido una fuerte tradición en tal cultivo.

En las serranías cubanas el cafeto encontró un microclima que le propició las condiciones óptimas para su crecimiento, tan es así, que la producción cafetalera cubana fue, en aquella época, una de las mayores del mundo.

En la actualidad se conservan restos de aquellas asciendas cafetaleras en la provincia de Pinar del Río y, particularmente, en La Isabelica, la Gran Piedra, muy cerca de la ciudad de Santiago de Cuba; una de las más importantes y mejor conservadas.

Hoy en día, el café cubano no sobresale por grandes volúmenes de exportación, sino por su excelente calidad, sobre todo en la especie Árabica, que lo ubica entre los preferidos del mundo; especialmente en Japón, que es uno de los más exigentes mercados.

Entre las marcas más famosas están: Cubita, Turquino, Hola, y la famosa Crystal Mountain. Y dejarían de ser como son los cubanos, si no se hubiesen inspirado en algo tan preciado para ellos.

Es por eso que muchas producciones artísticas tienen como motivo al café. Pero sin dudas la más famosa es la obra musical que inmortalizara el popular músico habanero conocido por Bola de Nieve, y que su estribillo más conocido dice…..”Ay mamá Inés, ay mamá Inés, todos los negros tomamos café”.

Anuncios